Coaching para el Desarrollo Humano

sentido de vida

¿Y tú qué estás haciendo?

Todos los seres vivos formamos parte de esa misteriosa y maravillosa experiencia que es la vida. Pero los seres humanos, al poseer conciencia, podemos hacer algo más: podemos tomarnosla muy en serio y sufrir esa experiencia o podemos dejarnos fluir y disfrutar esa experiencia. Hacer esto último, es la meta del desarrollo personal.

Una manera de disfrutar la experiencia de vivir, es pensar que estamos aquí con el propósito de aprender. Como si de un juego se tratara, pareciera que en el transcurso de nuestras vidas se nos han dado condiciones ante las que tenemos que reaccionar. El juego comienza con las condiciones en que llegamos a este mundo, condiciones que la mayor parte de la población cree que no hemos elegido. Pero, ¿qué pasaría si, de alguna manera desconocida, antes de nacer hubiéramos elegido con precisión a nuestros padres, la fecha y el lugar en el cual haríamos nuestro ingreso a esta dimensión? ¿Qué pasaría si pensáramos que elegimos esas circunstancias, porque son precisamente las que le darán sentido a nuestra vida?

Desarrollo Personal

Cuando juzgamos que nos estamos enfrentando a adversidades, que nuestros padres no tienen las características o las cualidades que nosotros esperábamos, ¿no será precisamente porque eso es lo que venimos a aprender? No será que esas debilidades o esos defectos en apariencia, son las que le dan sentido a nuestra vida? Personalmente creo que sí, pero siempre y cuando decidamos trascenderlas.

Si tomamos las condiciones de limitación de nuestros padres, si tomamos sus debilidades y a partir de ellas establecemos un plan para trascenderlas, nuestra vida habrá tenido sentido o tendrá el mayor de los sentidos. En cambio, si decidimos que esas condiciones de limitación, que esas debilidades o limitantes de nuestros padres, son un castigo y solo nos dedicamos a lamentarnos por esas limitaciones, por esas deficiencias, entonces nuestra vida será una vida muy difícil. Si elegimos el primer camino y tomamos esas limitaciones, esas debilidades y las convertimos en estímulos para crecer, cuando volvamos la vista atrás, cuando recordemos nuestra vida, nos daremos cuenta de lo significativa que ha sido, porque tuvimos el coraje de sobreponernos, de trabajar en nuestro desarrollo personal.

Vivir sin manual de instrucciones

Imagina por un momento cómo sería tu vida, si al nacer ya tuvieras el manual de instrucciones para vivir. Con sólo consultar las páginas precisas, de ese manual de desarrollo, sabrías de antemano, qué es lo que podría ocurrir en tu vida, a qué retos te enfrentarías y también, cuales serían las soluciones en cada situación personal. La vida sería bastante sencilla, pero sobre todo seria de lo más aburrido. Lo más productivo en una situación así, sería leer el manual, apagar la luz e irnos por donde vinimos. Para nuestra fortuna, la vida viene sin manual de instrucciones.

Nadie sabe a ciencia cierta qué es lo que va a ocurrir en la vida de cada ser humano, porque la vida se nos ha dado sin un sentido predefinido. Nadie nos dice al nacer cuál será el sentido de nuestra existencia y por ello cada uno de nosotros debe encontrar el sentido de su propia vida. Y desde mi punto de vista, esta es la mejor manera en que pudimos haber sido creados. No importa si eres creyente o no, de alguna manera hemos sido creados, ya sea por un Ser superior o por la decisión de nuestros padres de perpetuar la especie.

Coaching Personal

¿Qué sería de nosotros, si el sentido o la misión de nuestra vida estuviera definida de antemano? Con toda seguridad una vida así no tendría caso vivirla. Una vida sin un sentido predefinido nos ofrece la oportunidad de encontrar ese sentido. Es como tener una página en blanco para escribir en ella lo que nosotros queramos. Y no importa lo que sea: descubrir un nuevo planeta, descubrir la cura del cáncer, viajar al espacio, escribir libros, viajar por el mundo, crear empresas, ser un obrero, un campesino, un deportista, una ama de casa, un músico, una bailarina, un político o simplemente vivir. ¿Qué importa? Siempre y cuando seamos conscientes y asumamos las consecuencias de nuestras decisiones. Si ello ocurre, implica que somos libres. Y ser felices o infelices, será nuestra elección.

Pero de acuerdo con lo anterior, ¿realmente estás tomando decisiones conscientes o tu vida es el resultado de las circunstancias y de las decisiones que otros han tomado por ti? ¿realmente eres libre? ¿Realmente estás viviendo la vida o la vida te está ocurriendo? Si te interesa responder a estas preguntas, las sesiones de Coaching, son las herramientas de desarrollo personal más poderosas para este propósito.

La ilusión de que somos conscientes
Esto podría salvarte :)
Sesiones de Coaching en Puebla
Coaching Personal
Tus creencias crean la realidad
Naciste para algo especial
Las emociones importan
Las creencias y el Poder de creer
Mente consciente y subconsciente
La realidad se crea en la mente
Certificación en Coaching Multidim.
Coaching Personal

Coach ICF

Alberto Jiménez Merino
soy_AJM
PAGINAS DE INTERES