Coaching para mejorar tu Vida

mente subconsciente

¿Estás obteniendo lo que NO quieres?

¿Te ha pasado que cuando te enfocas en lo que no quieres, acabas obteniendo precisamente eso? No quieres enfermarte y te enfermas; no quieres que una relación se acabe y se acaba; no quieres fallar en algo importante y fallas, etc. ¿A qué se debe eso? ¿Será que alguien está jugando con nosotros? De acuerdo con los estudiosos de la Superación y el Desarrollo Personal, la respuesta es no. La explicación de este fenómeno es sencilla y comprender el proceso que nos lleva a esos resultados, puede cambiarnos literalmente la vida.

Todas las acciones que realizamos en un día cualquiera, son ejecutadas bajo la dirección de nuestra mente subconsciente, la cual entre otras características funciona principalmente con imágenes, no tiene noción del tiempo, no razona, no toma decisiones, solo obedece a estímulos, pero es altamente poderosa. No hay ninguna acción que no esté a cargo de esta mente y algo todavía más sorprendente es que sus acciones van siempre 500 milisegundos adelante de la mente consciente. Por si fuera poco, más del 95% de las acciones que realiza la mente subconsciente nunca llegan a la conciencia, es decir, ni siquiera nos enteramos que fueron ejecutadas. Y es aquí donde está la clave del asunto.

La conciencia es como el Director General o el Gerente de una gran empresa. Por su parte, la mente subconsciente es como el personal operativo de esa gran empresa. Muchas de las acciones operativas que realiza la empresa, los detalles finos, nunca son del conocimiento del Director o Gerente, pues éste no tiene ni el tiempo ni la capacidad física para ocuparse de ellos. La función del Director o Gerente es la de dar indicaciones y evaluar los resultados. Lo mismo ocurre con la mente consciente: su función es dar indicaciones, pero no se entera de la mayor parte de las acciones que ejecuta el cuerpo, bajo la dirección de la mente subconsciente.

Superacion Personal

Continuando con esta analogía cabría preguntarse ¿qué ocurre cuando el Director o el Gerente da una indicación confusa? Es claro que el resultado puede ser algo no deseable. Pues bien, lo mismo ocurre con la mente. Cuando dices que no quieres enfermarte, ¿qué imagen viene a tu mente? Sin duda es la imagen de ti enferm@. Cuando dices que no quieres fallar, viene a tu mente la imagen de ti mism@ fallando. Un ejemplo clásico es cuando se le pide a la gente que no piense en elefantes rosas y con toda seguridad esos elefantes están ahora en tu mente. La mente subconsciente piensa en imágenes y cada imagen que pones en ella se interpreta cómo que eso es lo que quieres, puesto que no razona ni toma decisiones; y como es obediente, hará todo lo necesario para cumplir lo que entiende que deseas.

Como todo nuevo conocimiento, no te pido que lo que acabas de leer lo creas sin más; a lo que yo te invito es a que lo compruebes por ti mism@. Te invito a mirar hacia el lado positivo de las cosas. En vez de decir que no quieres enfermarte prueba a decir que eres una persona sana. En vez de decir que no quieres fallar, prueba a decir que eres exitos@. En lugar de decir que no quieres que una relación se acabe, di en su lugar que tienes una relación fuerte, etc. Las imágenes que vendrán a tu mente será lo que en verdad quieres.

Si deseas profundizar en este tema y otros que tengan que ver con tu desarrollo y superación personal, te invito a que participes en nuestras sesiones de Coaching, a través de las cuales tendrás una mayor comprensión de cómo funcionas. A partir de ello, podrás realizar cambios a nivel de tu mente subconsciente, que te permitirán generar nuevos y mejores resultados en todas las áreas de tu vida.

Despertar al Gigante interior

Hay un poder ilimitado y una inteligencia infinita dentro de cada ser humano. Este poder y esta inteligencia es la que hace posible, entre otras cosas, que nos mantengamos con vida. Imagina por un momento qué sería de ti o de mi si tuviéramos que ocuparnos de forma consciente de hacer circular la sangre, respirar, reproducir nuestras células, digerir los alimentos, mirar, articular palabras, comprender el idioma, mantener la temperatura de nuestro cuerpo, etc.; simplemente en pocos segundos o minutos estariamos muertos. Este poder y esta inteligencia infinita son también los responsables de nuestra felicidad o infelicidad, de nuestra riqueza o pobreza de nuestro éxito o fracaso, de la salud o enfermedad, de elevarnos por encima de las circunstancias o hacernos caer, aun teniendo las mejores condiciones. Utilizados de manera positiva, son por así decirlo, lo que permite nuestra superación personal.

Comprender donde están y cómo funcionan ese poder y esa inteligencia infinita, puede permitirnos transformar nuestra vida entera, modificando directamente las causas y no las condiciones externas como normalmente se intenta. Ese poder y esa inteligencia infinita, residen en lo más profundo de nuestra mente subconsciente y no es algo que se deba adquirir, es algo con lo que todo ser humano viene equipado desde el momento en que la vida se manifestó en nosotros.

Superacion personal

Despertar al gigante

Joseph Murphy  en su libro “El poder de su mente subconsciente” da un ejemplo del poder y la inteligencia infinita que reside en el subconsciente. Menciona que una vez Enrico Caruso, el gran tenor italiano, fue golpeado por el pánico escénico. Dijo que su garganta estaba paralizada debido a los espasmos causados por el miedo intenso, lo cual contrajo los músculos de su garganta. El sudor cayó a mares por su cara. Él estaba avergonzado porque en pocos minutos tenía que salir al escenario, pero temblaba de miedo y trepidación. Él dijo, “se reirán de mí. No puedo cantar.” Luego gritó en presencia de todos detrás del escenario, “El Pequeño Yo quiere estrangular al Gran Yo interno.” Él le dijo al Pequeño Yo, “¡Fuera de aquí!, el Gran Yo quiere cantar a través de mí.” ¡Por Gran Yo, él quiso decir la sabiduría y el poder ilimitado de su mente subconsciente, y comenzó a gritar, “Sal fuera de aquí, el Gran Yo va a cantar!”. Su mente subconsciente respondió liberando las fuerzas vitales dentro de él. Cuando la llamada vino, él salió al escenario y cantó gloriosa y majestuosamente, cautivando a la audiencia.

En otras palabras, el acceso al poder y a la inteligencia infinita de nuestra mente subconsciente, es a través de los pensamientos y las palabras que nos decimos de manera consciente. Tomar conciencia de lo que pensamos en lo profundo de nuestra mente y de lo que nos decimos de manera cotidiana, es lo que construye nuestros resultados en la vida. Ocuparnos de modificar las cosas externas, en nada cambiará nuestra vida. En la actualidad existen técnicas como el Coaching personal que permiten entrenar a la mente consciente para ser más eficaz en su interacción con la mente subconsciente. Es literalmente una llave para acceder al subconsciente y despertar al Gigante interior.

La ilusión de la conciencia

Para hablarte del Coaching y la superación personal, déjame decirte que si piensas por un momento en la forma en que miras, respiras, escuchas, hablas y caminas, te darás cuenta que todas estas acciones las realizas con facilidad, casi sin darte cuenta, sin que tengas que hacer un esfuerzo consciente. Ello se debe a que todas estas acciones están controladas por la mente subconsciente, por más que tengamos la ilusión de que las hacemos con conciencia.

Pero no solo estas acciones están controladas por la mente subconsciente, de hecho toda la realidad que percibimos está siendo creada de manera automática por nuestra mente subconsciente, sin la intervención de la mente consciente. De acuerdo con estudios en el área de la Neurociencia, se sabe que no somos conscientes de nuestras percepciones sino hasta después de 500 milisegundos. Es decir llevamos un retraso de medio segundo con respecto a lo que está ocurriendo. ¿A qué se debe este retraso?

Coaching Personal

500 milisegundos es el tiempo que le lleva a nuestra mente subconsciente procesar la información que llega del exterior a través de nuestros sentidos, lo que implica un filtrado de la misma, descartando lo que no es relevante, completar la información faltante y finalmente crear una percepción coherente que es enviada a la conciencia. En todo este proceso, como es evidente, la conciencia no tiene participación. ¿Entonces quién está decidiendo lo que percibimos? ¿Con base en qué criterios la mente subconsciente, crea nuestro mundo?

La realidad que percibimos es el resultado de nuestras creencias más profundas. A partir de ellas, la mente subconsciente está tomando decisiones y nos presenta una realidad que es coherente con dichas creencias. Pero en sentido estricto, lo que observamos no es la realidad, sino una interpretación de la misma.

Lo anterior implica que sólo vemos aquello que nuestras creencias nos permiten ver. Si creemos que el mundo es un lugar hostil, que la vida es difícil, que la gente no te ayuda, que no hay trabajo, que no hay oportunidades, eso es lo que tu mente te presentará como tu realidad. En cambio, si creemos lo opuesto, es decir, que el mundo es un lugar maravilloso, que la vida es fácil, que siempre hay gente dispuesta a apoyarte, que hay mucha opciones de trabajo y oportunidades, eso es lo que tu mente te mostrará.

Pues bien me dirás, ahora comenzaré a pensar en positivo y ya está. Bueno, lamento desilusionarte, pero eso no funciona así. No importa lo que pienses de manera consciente. Lo que importa es lo que piensas a nivel subconsciente, en lo más profundo de tu mente.

Coaching Personal

Una nueva creencia puede modificar nuestra percepción de la realidad, pero para ello es necesario que se incruste en el subconsciente. La condición para que esto ocurra, es que la nueva creencia esté en armonía con el resto de nuestras creencias. Ello implica en algunos casos, cambiar o modificar aquellas creencias que podrían anular la nueva creencia. No existe otro camino.

Las acciones que realizamos a la perfección o con profesionalismo, son las que realizamos sin la intervención de la conciencia, por ejemplo, conducir un auto, hablar en público, hacer negocios, vender, jugar futbol, nadar, patinar, comer, beber, respirar, tocar un instrumento, bailar, hablar, caminar, etc. Cualquier intento por realizar estas acciones de manera consciente, resulta contraproducente.

La mayor parte de nuestra vida transcurre de manera subconsciente. Muchas de las decisiones que tomamos a diario no son conscientes, sino el resultado de las creencias que albergamos en lo más profundo de nuestra mente, las cuales en cierta medida son producto del azar. Esta manera de funcionar es la responsable de muchas insatisfacciones.

Hacerse cargo de nuestra vida implica tomar conciencia de nuestras creencias más profundas, revisar su validez y en su caso, modificar o cambiar aquellas que ya no resultan útiles. De esta forma, podremos conducir nuestra vida hacia donde realmente queremos. En este proceso, las sesiones de coaching personal (coaching de vida o life coaching), son la herramienta de aprendizaje más efectiva que existe.

Desconectar el piloto automático

¿Te ha ocurrido alguna vez, que estas buscando algo y de repente te das cuenta que lo traes puesto o lo tienes en la mano? Si respondiste si, debes saber que no eres la única persona a la que le ha ocurrido y que por supuesto, eso nada tiene que ver con la inteligencia; con lo que sí tiene que ver, es con la forma en que funcionamos normalmente. Comprender este proceso, puede contribuir a tu superación personal y permitirte mejorar tu calidad de vida.

Es conocido que los procesos naturales se realizan siempre con el menor gasto de energía. Un árbol crece, un río fluye, las aves vuelan, etc., siempre de una forma fácil y sencilla. Los seres humanos, al formar parte de la naturaleza funcionamos también de la misma forma.

Para permitirnos funcionar eficientemente, la mayoría de los procesos que nos mantienen vivos, funcionan de manera automática e invisible a nuestra consciencia. Procesos como la respiración, el latir del corazón, la circulación de la sangre, la digestión y la división celular, por mencionar solo algunos, ocurren al 100 % sin la intervención de nuestra consciencia. De la misma forma, acciones como el caminar, conducir un auto, hablar, escuchar, mirar, oler, sentir, saborear y hasta pensar, ocurren en más del 95 % de forma automática e invisible a nuestra consciencia.

Superacion Personal

Si tuviéramos que ocuparnos conscientemente de nuestros procesos vitales y además realizar nuestras acciones cotidianas como hablar, caminar o trabajar, con toda seguridad no viviríamos más de un minuto, por toda la complejidad que ello implica. Por esta razón, la naturaleza, la mente Universal, Dios o como tu quieras llamarle, nos ha dotado con una mente subconsciente, que se ocupa de la mayor parte de nuestro funcionamiento, en un modo que podríamos llamar piloto automático y por otra parte, nos ha dotado con una mente consciente, que nos permite aprender y de esta forma, influir en la mente subconsciente, que es donde reside el mayor poder.

En la mente consciente reside la posibilidad del libre albedrío, pero esta posibilidad se ve limitada cuando funcionamos al 100 % en piloto automático, como ocurre en situaciones de miedo o estrés, cuando realizamos trabajos monótonos, cuando estamos enojados, cuando vivimos en el pasado, cuando estamos preocupados por el futuro, cuando nos sentimos víctimas de las circunstancias, cuando nuestra autoestima es baja, cuando estamos bajo el efecto de drogas, etc.

Lamentarnos por lo que ocurrió en el pasado, preocuparnos excesivamente por el futuro, hacer actividades que no disfrutamos o sentirnos víctimas, es malgastar el reducido potencial de nuestra mente consciente (5% o menos), lo que nos hace vivir al 100 % en piloto automático. Hacer lo opuesto, implica hacernos cargo de nuestra vida y con esto, abrir la posibilidad para crear nuestro destino.

Para quienes han decidido liberar todo el potencial que llevan dentro y hacerse cargo de crear la vida que quieren y merecen, el Coaching, es la herramienta más poderosa, para lograr esa superación personal.

El Coaching personal logra generar cambios instantáneos a nivel del subconsciente, mediante un nuevo tipo de aprendizaje, que modifica no sólo los comportamientos que mostramos, sino al tipo de observador que somos. En este proceso, se logra una reprogramación del subconsciente, que es quien genera la mayoría de nuestros resultados. Para ello se utilizan técnicas de PNL, Terapia Gestalt y Ontología del lenguaje.

¿Escaparás a tu destino?

A menos que tomes conciencia de ello y hagas algo al respecto, lo cierto es que la versión más probable de tu vida, fue escrita hace algunos años atrás. Cuando digo esto no hablo en sentido metafórico, sino en sentido literal. Cada uno de nosotros lleva dentro de si las líneas de código que conformarán lo que será nuestro destino, para cada uno de los aspectos de la vida.

A partir de la información que llevamos dentro, la mente crea nuestra realidad y, en consecuencia, nuestro destino, independientemente de que estemos conscientes de ello o no; para hacerlo, utiliza la información que está almacenada en nuestro cerebro en forma de creencias y de experiencias que hemos tenido; adicionalmente, también utiliza las creencias y experiencias que tuvieron nuestros ancestros lejanos y que nos fueron transmitidas a través de la herencia genética de nuestros padres, así como las creencias y comportamientos que adquirimos de estos últimos. Dado que el código genético o ADN que nos conforma se ha mantenido vivo desde hace millones de años, la cadena de transmisión de información nunca se ha interrumpido, por lo que muchos comportamientos o actitudes que hoy tenemos, han llegado a nosotros desde ancestros que vivieron hace muchos años atrás.

El poder para crear nuestro destino reside en la mente subconsciente la cual es como una caja negra a la que normalmente no tenemos acceso. A pesar de ello, es posible conocer en parte el contenido del subconsciente, ya que este se manifiesta a través de nuestro comportamiento diario. Para conocer más a fondo este contenido, se requiere utilizar técnicas de psicoterapia y de coaching personal

Hasta antes de tomar conciencia de ello, la programación de nuestra mente, en su mayor parte, no depende de nosotros sino de nuestros padres y ancestros lejanos, quienes a su vez fueron programados por sus padres y ancestros lejanos. A partir de esa información, la mente subconsciente está creando nuestro destino, debido a que las decisiones y comportamientos que tenemos a diario son inconscientes en un 99 %.

De lo anterior, se desprende que, con mucha frecuencia, el destino de una persona ha sido establecido por otros. Para crear nuestro propio destino, es necesario tomar consciencia de nuestras creencias, revisar su validez, desechar las que no sean válidas e incorporar otras nuevas y poderosas. Sólo entonces estaremos realmente teniendo libre albedrío y podremos escapar de nuestro destino.

¿Tu vida va en control manual o en piloto automático?

¡Descubrelo aquí!

La respuesta a esta pregunta tiene que ver con quién toma las decisiones, desde las más irrelevantes hasta las más trascendentes de tu vida, las cuales en conjunto determinan los resultados que obtienes y están estrechamente relacionadas con la superación personal.

Aunque a primera vista la respuesta parece sencilla, lo cierto es que no lo es. Para poder responder, es conveniente saber que el 100 % de nuestras experiencias vitales son procesadas por el cerebro, a partir del cual se genera la mente subconsciente y la mente consciente.

La mente subconsciente no se detiene nunca, ya sea que estemos dormidos o despiertos a diferencia de la mente consciente la cual sólo opera en el estado de vigilia. Esta operación sin embargo, es sólo potencial puesto que la mente consciente puede desconectarse cuando realizamos acciones repetitivas y monótonas, cuando estamos aburridos, cuando vivimos con miedo o estrés y con la ingestión de alcohol u otras drogas, por mencionar algunos casos. En estas condiciones, el control de nuestro cuerpo y nuestra vida pasa totalmente a nuestra mente subconsciente, quien se encarga de tomar las decisiones sin que nos demos cuenta. Decisiones como el tipo de personas con las que nos relacionamos, nuestra forma de vestir, los alimentos que ingerimos, el trabajo al que nos dedicamos, la música que escuchamos, la forma en que tratamos a los demás, etc., etc., con mucha frecuencia son decisiones que se toman de manera automática, debido a que se han convertido en hábitos, los cuales por definición son automáticos.

Superacion Personal

La mente consciente está relacionada con el Yo y constituye la más reciente adquisición en el proceso evolutivo del ser humano. Esta mente es la que nos permite experimentar nuestra individualidad, interactuar con el entorno, monitorear el estado del cuerpo y percibir el paso del tiempo; además, cuando trabaja de manera armónica con la mente subconsciente, es la que nos permite experimentar el libre albedrío.

Aun cuando normalmente lo damos como un hecho, tener libre albedrío es solo una posibilidad, pues para experimentarlo realmente es necesario limpiar y reeducar nuestra mente con nuevos hábitos de pensamiento, los cuales pueden adquirirse con la meditación, el yoga, los cursos de superación y las sesiones de coaching personal.

Superación Personal ¿Para qué?

¿Alguna vez te has preguntado por qué se habla tanto de Superación Personal, para qué sirve, a quien le sirve o quien la necesita? Mi respuesta es que la Superación Personal nos sirve a todos, para despertar del sueño en el que estamos sumidos; ¿estamos kimosabi!!!!? (te escucho responder).  Aunque a primera vista, pueda parecer un tanto chocante, es un hecho científicamente comprobado.

Biológicamente estamos diseñados  para funcionar de manera automática en más del 90 % de lo que hacemos a diario. Si no fuera de esta forma, nuestra vida sería prácticamente imposible.

Piensa por un momento, ¿quién controla el latir de tu corazón, tu respiración, la digestión de los alimentos o la reproducción celular? La respuesta es…, nuestra mente subconsciente, la cual es capaz de procesar 11 millones de bits de información por segundo. Si estas tareas estuvieran bajo el control de la mente consciente, nuestra vida estaría en peligro, ya que su capacidad de procesamiento es de solo 50 bits de información por segundo.

Al igual que las tareas estrictamente fisiológicas, nuestra mente subconsciente es capaz de tomar el control de todos los aspectos de nuestra actividad viviente.

Y entonces, te preguntarás… ¿para qué sirve la mente consciente? ¿No se supone que somos la única especie consciente sobre la tierra? Bueno, nuestra mente consciente, se ocupa principalmente de la percepción y el pensamiento (del 5 al 10 % de nuestra actividad vital). Lamentablemente, en lo que se refiere al pensamiento, con frecuencia está ocupada en pensamientos acerca del pasado y del futuro y eso hace que se sature con facilidad. Bajo estas condiciones, es la mente subconsciente la que toma el control, por lo que nuestros comportamientos se vuelven automáticos y no somos conscientes de lo que hacemos. Es como estar viviendo en piloto automático.

Pues bien, la Superación Personal, es el camino para aprender a vaciar nuestra mente consciente de los pensamientos innecesarios y para reprogramar nuestra mente subconsciente, con nuevas actitudes y hábitos. Es el camino para vivir en el ahora.

Superación Personal o Destino

Cuando se asume que la Superación Personal es el camino para obtener mejores resultados en la vida, se asume también que la responsabilidad de generar dichos resultados,  corresponde a cada persona en particular. La posición opuesta, implica pensar que el ser humano es el resultado de las circunstancias, en donde no importa lo que piense o haga, pues su Destino ya ha sido definido con anticipación.

Independientemente del punto de vista por el que te inclines, lo cierto es que los resultados que has conseguido hasta el día de hoy, son consecuencia de las decisiones que has tomado a lo largo de tu vida, consciente o inconscientemente. Hacer algo o no hacerlo, requiere siempre de tomar una decisión. Levantarte de la cama por la mañana o no levantarte, bañarte o no bañarte, desayunar o no desayunar, ir a trabajar o no hacerlo, estudiar o no estudiar, buscar pareja o no buscarla, perseguir una meta o no hacerlo, buscar ganar más dinero o no, tener una buena relación familiar o no, etc.

Si a cada momento estamos tomando decisiones, ¿Cómo es que no nos damos cuenta de ello? La respuesta se encuentra en la forma en que funciona nuestro cerebro. Más del 90 % de las acciones que llevamos a cabo en un día, son acciones automáticas, controladas por un sistema interno que actúa como una fuerza invisible que dirige todos nuestros pensamientos, acciones y sentimientos, tanto buenos como malos. Este sistema de toma de decisiones es impulsado principalmente por la mente subconsciente y en él se encuentra la clave para la Superación Personal.

Para aquellos que desean profundizar en el conocimiento y aprovechamiento de los recursos de la mente subconsciente y generar mejores resultados en su vida, el Programa de Coaching, para la Superación Personal, es actualmente la mejor y más poderosa herramienta disponible.

¿Y tú, de que eres Esclavo?

La ciencia del siglo XXI ha comprobado que la idea de Sigmund Freud sobre el Inconsciente o Subconsciente como algo negativo que nos atormenta y acosa es totalmente falsa. Ahora se sabe con certeza que el Subconsciente no está oculto ni nos acecha para amargarnos la existencia, más bien es todo lo contrario. De hecho sin él la vida sería casi imposible.

Encontramos al Subconsciente en nuestros actos más cotidianos, desde nuestras acciones automáticas que nos permiten levantarnos por la mañana, vestirnos y caminar, hasta los sentimientos más profundos que nos impulsan a proteger a nuestros seres queridos. De hecho se sabe que en el 95 % de las acciones que realizamos en un día, es el Subconsciente el que está a cargo.

Si tuviéramos que definir lo que es el Subconsciente, diríamos que es el conjunto de todos los sentimientos y pensamientos que se gestan en nuestra mente, momento a momento, a los que normalmente no podemos acceder. Es decir son sentimientos y pensamientos que se generan de manera automática, que nos impulsan a seguir determinadas conductas, sin que nos demos cuenta de ello.

Hasta aquí todo parece marchar bien, el problema comienza cuando nos preguntamos sobre qué base es que el Subconsciente genera los pensamientos y sentimientos. La respuesta a esta pregunta se encuentra en el sistema de creencias que nos fue incorporado principalmente por nuestros padres, maestros, hermanos y amigos, en nuestros primeros años de vida. Si dichas creencias son positivas y estimulantes generarán automáticamente conductas exitosas. Por el contrario, si las creencias son negativas o limitantes, generarán de forma automática conductas limitantes o de fracaso, lo que de hecho nos convierte en Esclavos de nuestra propia mente.

En los años recientes, se han generado Metodologías de Superación Personal, para acceder a los recursos de la Mente Subconsciente, con resultados impactantes. El Programa de Coaching, del Grupo Poder Personal México, es una de ellas.

El poder de la sombra y la superación personal.

Todos los seres humanos, poseemos algunos aspectos de nuestra personalidad que consideramos malos y por lo tanto queremos reprimir o hacer desaparecer, para poder ser aceptados en el ambiente social en el que nos desenvolvemos. Con frecuencia muchos de estos aspectos son inocuos, pero han sido catalogados como malos porque no se ajustan al sistema de creencias de nuestros padres o personas más cercanas a nosotros.

Al igual que sucede con los rumores que cuando les prestamos atención crecen más, cuando intentamos reprimir o desaparecer una característica a la que hemos etiquetado como mala, lejos de desaparecerla le conferimos más poder, ya que al prestarle atención pasa al dominio de la mente subconsciente desde donde controla nuestras vidas sin que nos demos cuenta. A este almacén de características que consideramos indignas de nosotros como el egoísmo, la ira, el miedo y la envidia, entre muchas otras, se conoce en Psicología como la sombra, término que fue acuñado por el prestigiado psiquiatra Carl Jung,  quien también se refería a ella como “la persona que preferimos no ser”

De acuerdo con Connie Zweig y Jeremiah Abrams, aunque no podamos contemplarla  directamente la sombra aparece continuamente en nuestra vida cotidiana y podemos descubrirla en el humor (en los chistes sucios o en las payasadas, por ejemplo) que expresan nuestras emociones más ocultas, más bajas o más temidas. Cuando algo nos resulta muy divertido -el resbalón sobre una cáscara de plátano o el descubrimiento de un tabú corporal-, también nos hallamos en presencia de la sombra. En estos casos la sombra suele ser la que ríe y se divierte, por ello es muy probable que quienes carezcan de sentido del humor tengan una sombra muy reprimida.

La psicoanalista inglesa Molly Tuby menciona seis modalidades diferentes para descubrir a la sombra en nuestra vida cotidiana:

a) En los sentimientos exagerados respecto de los demás. («¡No puedo creer que hiciera tal cosa!» «¡No comprendo cómo puede llevar esa ropa!»)

b) En el feedback negativo de quienes nos sirven de espejo. («es la tercera vez que llegas tarde sin decírmelo. »)

c) En aquellas relaciones en las que provocamos de continuo el mismo efecto perturbador sobre diferentes personas. («Sam y yo creemos que no has sido sincero con nosotros.»)

d) En las acciones impulsivas o inadvertidas. («No quería decir eso.»)

e) En aquellas situaciones en las que nos sentimos humillados. («Me avergüenza su modo de tratarme.»)

f) En los enfados desproporcionados por los errores cometidos por los demás. («¡Nunca hace las cosas a su debido tiempo!» «Realmente no controla para nada su peso.»)

Connie Zweig y Jeremiah Abrams señalan que también podemos reconocer la irrupción inesperada de la sombra cuando nos sentimos abrumados por la vergüenza o la cólera o cuando descubrimos que nuestra conducta está fuera de lugar. Sin embargo señalan también que la sombra suele retroceder con la misma prontitud con la que aparece porque descubrirla puede constituir una amenaza terrible para nuestra propia imagen.

Si queremos llevar una vida sana y equilibrada, es necesario dar cauce a las emociones que hemos enterrado en nuestro subconsciente, pues ellas, además de hacernos pasar malos ratos, afectan nuestra mente y cuerpo en forma de numerosos malestares y enfermedades. El Programa de Coaching, es una herramienta que permite trabajar estos aspectos, logrando la superación y el desarrollo personal, de forma práctica y efectiva.

Compartir en Redes Sociales

Sesiones de Coaching en Puebla
Coaching Personal
Las emociones importan
Las creencias y el Poder de creer
Certificación en Coaching Multidim.
Coaching Personal

Coach ICF

Certificación en Coaching Essentials
Desarrollo Personal

Coaching

Certificación en PNL
PNL Richard Bandler

PNL Richard Bandler

International Coach Federation
Coaching
Alberto Jiménez Merino
soy_AJM
Validación

Valid XHTML 1.0 Transitional

Calendario
septiembre 2017
D L M X J V S
« May    
 12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930